Casi la mitad de los niños en edad preescolar en el mundo no reciben educación

0
302

Así lo destaca el primer informe mundial de UNICEF.

Más de 175 millones de niños en edad preescolar de todo el mundo, lo que supone la mitad de estos menores, no están matriculados en la educación preescolar y, debido a ello, “pierden una oportunidad fundamental y sufren profundas desigualdades desde el comienzo de sus vidas”.

Así lo destaca el primer informe mundial de Unicef dedicado a la educación en la primera infancia, publicado este martes y que también pone de relieve la falta de inversión en la educación preescolar por parte de la mayoría de los gobiernos del mundo.

El estudio revela que los niños que reciben al menos un año de educación preescolar tienen más probabilidades de desarrollar las aptitudes esenciales que necesitan para tener éxito en la escuela, tienen menos opciones de repetir curso o de abandonar la enseñanza y, por lo tanto, son más capaces de realizar contribuciones a unas sociedades y economías pacíficas y prósperas cuando llegan a la edad adulta.

Además, los niños que reciben una educación preescolar tienen más del doble de posibilidades de estar bien encaminados desde el principio en materias como la lectura, la escritura y la aritmética que los niños que no reciben una educación temprana. En los países donde hay más niños que asisten a programas preescolares, un número significativamente mayor de menores termina la escuela primaria y alcanza competencias mínimas tanto en lectura como en matemáticas al finalizar la enseñanza primaria.

Según el informe, la riqueza de los hogares, el nivel de educación de las madres y su ubicación geográfica son algunos de los principales factores que determinan la asistencia o no a programas de enseñanza preescolar. Sin embargo, la pobreza es el principal factor determinante.

Pobreza

En 64 países, los niños más pobres tienen siete veces menos probabilidades que los niños de las familias más ricas de asistir a los programas de educación en la primera infancia. Más de dos terceras partes de los niños en edad preescolar que viven en 33 países afectados por conflictos o desastres no están matriculados en programas de educación en la primera infancia.

Sin embargo, subraya la agencia de la infancia, la educación preescolar ayuda a los niños pequeños afectados por las crisis a superar los traumas que han sufrido, al ofrecerles una estructura, un lugar seguro para aprender y jugar, y una salida para expresar sus emociones.

En 2017, un promedio del 6,6% de los presupuestos nacionales de educación en todo el mundo se dedicó a la educación preescolar, y casi el 40% de los países sobre los que se dispone de datos asignan menos del 2% de sus presupuestos de educación a esta partida.

En África occidental y central se destina el 2,5% a la educación preescolar, y el 70% de los niños de la región no reciben este tipo de enseñanza. En toda Europa y Asia central, los gobiernos dedican la mayor proporción de sus presupuestos de educación –más del 11%– a la enseñanza preescolar.

Fuente: El Economista.es

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*